jueves, 16 de agosto de 2012

Parroquia de Somió

En la parroquia de Somió, perteneciente al concejo de Gijón, se encuentran algunos de los lugares más importante para la vida de esta ciudad, como son el Recinto de Ferias y Exposiciones de Asturias (actual punto de celebración de la Feria Internacional de Muestras de Asturias), el Museo Etnográfico del Pueblo de Asturias, el Rinconín con su paseo, y el Parque Cabo de San Lorenzo (también conocido como La Providencia). Pero en esta entrada no nos vamos a deterner en ninguno de estos, ya que algunos los veremos forma más detallada.

En este caso se van a descubrir los sitios menos conocidos o menos visitados de esta parroquia. Para ello, conviene saber que esta parte de Gijón es conocida por albergar el lugar la residencia o de veraneo de la aristocracia de la ciudad desde el siglo XIX, y de las clases altas en los últimos años.
Así, junto a modernos chalets se pueden encontrar grandes mansiones y quintas entre las calles de este barrio. Algunos de estos palacios se mantienen en perfectas condiciones en la actualidad, como es el caso de la Villa María, La Redonda (donde se encuentra el Museo Evaristo Valle), La Riega, y la que posiblemente sea la más conocida, La Concepción.

Villa María

Pero no todos han corrido la misma suerta, abandonados por sus propietarios, van muriendo poco a poco.



Entre los edificios eclesiácticos destacan la iglesia de San Julián de Somió, construida en el siglo XX aunque siguiendo las pautas del arte asturiano más tradicional.



Cerca de allí se encuentra el Convento de las Madres Agustinas Recoletas, el cual forma parte de una de las plazotelas más bonitas que se puede visitar en Gijón, la de Villamanín.


En el centro de la misma se encuentran un roble o carbayo de gran porte que nos recuerda que no hace mucho las carbayedas gozaron de una mejor salud.


Testigos de este pasado también son otros carbayos que se pueden encontrar por sus calles, e incluso en pequeñas carbayedas como la de Candenal.


 





6 comentarios:

  1. Andas por buena zona¡¡ La segunda foto me gusta mucho. Villa Maria me encanta,, un dia le llevé unas pastas pero no coló, je je. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Bueno, ya estoy de vuelta en casa. Y las vacaciones las pasé en Villaviciosa.

    El paseo por Somió fue uno de los múltiples que hice por Gijón, lo cual me ayudó a conocer mejor la ciudad y el concejo, aunque me queda mucho por visitar de allí.
    La verdad es que Villa María es un lugar espectacular. Me asomé poco por la verja, me daba vergüenza, pero bueno. Para la próxima a ver si consigo ir a otras mansiones (por fuera, al menos que funcione tu truco de las pastas, je, je).

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Cómo te curras las entradas!! Te ha quedado muy completa con todos los sitios y nombres, me encanta :)

    ResponderEliminar
  4. Tampoco me las curro tanto. Miro un poco de información sobre el lugar y luego lo escribo a papel tal como me sale de la mano, y de ahí al blog con algún cambio que otro.

    Aun así, muchas gracias por la alabanza.

    P.D: espero que te apuntes a venir a Villa María en un futuro, ji, ji.

    ResponderEliminar
  5. Muy bueno el reportaje si, señor. Bastante descriptivo y gráfico.
    En la segunda foto aparece una casa al fondo que supongo que será la que está situada alado de Villa María, me gustaría conocer el nombre del palacete a ser posible pues pasé ya alguna vez por allí y no encontre a nadie que me supiera indicarlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias.
      Así es, es el palacete situado justo al lado de Villa María. Y siento decir que desconozco su nombre. Cuando hice la entrada lo estuve buscando en internet pero no lo encontré.

      Un saludo y bienvenido/a al blog.

      Eliminar